avance

0%
A la caza de terroristas en el día de la bastilla
Acción y suspenso. ¿Puede algo salir mal?

escape
interludio





Analiza

hace 900 dias


120 seg

El viernes pasado se estrenó en cartelera Atentado en París (Bastille Day), una película de acción coproducida entre Francia y Estados Unidos, protagonizan Idris Elba (quien demostró ser estupendo actor en Beasts of No Nation), Michael Marsden.



 

Tom (Idris Elba) es un agente estadounidense de la CIA que reside de manera temporal en París para investigar y frustrar posibles atentados terroristas. Michael (Michael Marsden) es un carterista estadounidense que roba en los sitios turísticos de París para después vender la mercancía y ahorrar el dinero para en un futuro pagar sus estudios universitarios. La noche antes a la fiesta de la Bastilla, Michael roba un bolso de mano a una mujer que está muy angustiada. Michael saca dinero y el teléfono móvil, abandona el bolso en una plaza pública y justo cuando se va a retirar, la bolsa explota, matando a cuatro personas. Michael se mete en serios problemas, es el principal sospechoso del ataque terrorista y Tom lo captura. Si Michael quiere salir bien librado de esto, tendrá que apoyar al oficial para encontrar a los verdaderos culpables. Sin embargo, lo que en un principio parecía una simple ocurrencia de dos terroristas, termina siendo una conspiración a gran escala orquestada por altos mandos políticos y policiales, difícil de desintegrar a tiempo antes del gran desfile anual en la capital francesa por el Día de la Bastilla (14 de julio).



 

La primera mitad de Atentado en París es muy buena, me atrapó ver en acción a un carterista tan hábil robando a los turistas sin que ellos se dieran cuenta y ver cómo se mete en problemas por robar un bolso sin saber que adentro había una bomba, también es genial la escena en la que Tom lo persigue y éste por poco se le logra escabullir. Idris Elba da el tipo de personaje rudo, ideal para protagonizar películas de acción. Hasta la escena en que Michael es capturado e interrogado por Tom, Atentado en París es muy entretenida y muestra ideas originales y efectivas. No obstante, la segunda mitad de la película cae en el exceso, involucra altos funcionarios públicos y policías en una compleja red de corrupción y criminalidad que termina convirtiéndose en algo inverosímil y trillado, es una fórmula vista hasta el cansancio en el cine de acción.



 

Atentado en París es una película palomera que cumple con el cometido de entretener y abstraernos de nuestra vida cotidiana, pero no aporta nada más, pudo haber sido mejor, la buena idea se les agotó muy pronto y al extenderla para que el filme durara una hora y media, que es todo lo que dura, termina cayendo en situaciones comunes.



 

Gracias por leerme, soy Víctor Manuel López Ortega. Soy novelista, arquitecto, maestro en comunicación, doctorante en arte y cultura, y columnista de Smartia, así como presidente de la Sociedad de Escritores Michoacanos (SEMICH). Imparto talleres, charlas y conferencias sobre literatura, cine y arte en general. Puedes contactarme para trabajar, hablar en tu evento o tener una plática en tu podcast. Me dará mucho gusto conocerte. Sígueme en Twitter como @VlomLoor o en Facebook.

 

smartia, 2016. Derechos reservados