avance

0%
Pasta al pesto con pollo
SUCULENTO Y CREMOSO, Y SOBRE TODO, ¡RAPIDÍSIMO!

de 9 a 6
office Health

Tuppers

Alimentar






Aprende

hace 557 dias


150 seg

Esta pasta es para sacarte de apuros el día que lleves prisa. ¡Corre, corre!

 

Ingredientes:

½ cucharadita de aceite de oliva

½ pechuga de pollo deshuesada en cubitos

100 gr de pasta de tu preferencia

3 cucharadas de pasta pesto

2 cucharadas de crema

Sal y pimienta

Queso parmesano

Albahaca picada fresca

 

Porciones: 1

 

Procedimiento:

 

Vamos a preparar la pasta como lo indica su envase, o bien, de la siguiente forma; pon a hervir agua con sal y cuando esté en punto de ebullición agrega la pasta de 10 a 15 minutos. Estará al dente cuando se sienta firme pero bien cocida.

 

Mientras, pica la pechuga deshuesada en cubos. Pon un sartén antiadherente y media cucharadita de aceite de oliva a fuego medio y saltea los trozos de pollo. Una vez que esté cocido, baja el fuego, añade el pesto y la crema al sartén,  remueve hasta que todo se integre y empiece a burbujear ligeramente. Después, sácalo del fuego.

 

Una vez que tengas tu pasta pásalo a tu tupper. Añade la salsa con el pollo…tápalo… y SHAKE IT BABY! Una vez que esté bien integrado todo, destapa, añade el queso parmesano y la albahaca. Tapa nuevamente (aunque esté caliente, la humedad mantendrá mejor la pasta) y vámonos a la oficina.

¿Y de dónde sacamos el pesto? Lo venden en casi cualquier supermercado, y lo encontrarás más fácilmente en lugares como Superama o Chedrahui Selecto. Viene ya listo para usarse. Si tienes ganas, puedes hacerlo tu mismo; aquí te va la receta y lo mejor de todo es que puedes cambiar ingredientes ¡y experimentar!

 

Pesto casero, ingredientes:

 

2 tazas de tu hierba aromática favorita; puede ser albahaca, cilantro, perejil, la que más te guste, bien lavada y desinfectada.

2 dientes de ajo medianos

¼ de taza de aceite de oliva

¼ de taza de algún fruto seco; pueden ser piñones, almendras, nueces, lo que más te guste.

3 cucharadas de queso parmesano rallado, de preferencia fresco

Sal al gusto

 

Procedimiento:

 

Y se hace así: pones todo en un triturador de alimentos, si no cuentas con uno, puedes hacerlo con un multipractic (¿Recuerdas cómo se puso de moda en los 90’s? ¡Por fin le encontré un uso!). Si no tienes ninguno, puedes usar un molcajete o un mortero, sólo te llevará mas tiempo. Si tampoco lo tienes, puedes recurrir a la licuadora, el problema con ella es que deberás hacer mucha más cantidad para que las aspas muelan bien los ingredientes. Si sientes muy espesa la mezcla, añade aceite. Si por el contrario está muy líquida, debes añadir más hierba y fruta seca. Una vez bien mezclado todo tienes esta irresistible salsa para usar en pastas, carnes o si quieres, lo puedes untar en un pan, meter un par de minutos al horno y… mamma mía, delizioso!

 

¡Buen tupper!

 

 

FUENTES, IMÁGENES E INFORMACIÓN ADICIONAL:

http://3.bp.blogspot.com/-rtiWN06DgGk/T-Gjo4QOAMI/AAAAAAAADmo/UPmolApXybM/s1600/DSC07451.png 

smartia, 2016. Derechos reservados